15 Enero, 2021

Vacunación COVID-19 en Perú: ¿Qué debemos saber sobre el plan de inmunizaciones?

3 min read

El Ministerio de Salud peruano ha apostado por la vacunación como una de las principales herramientas de salud pública en la lucha contra el nuevo coronavirus. ¿Cuáles son las principales claves del Plan Nacional de Vacunación COVID-19 y qué se debe considerar para su exitosa implementación? Esto comentan los especialistas.

A poco de cumplirse un año desde que se reportaron los primeros casos del nuevo coronavirus en Wuhan- un día antes del año nuevo 2020- el avance en la lucha contra la COVID-19 ha sido significativo. En enero, solo unas semanas después, ya se tenía disponible la estructura genética del virus. Un paso importante previo para la creación de candidatas a vacunas.

Pasaron los meses y países del mundo, incluido el Perú, firmaron acuerdos con algunos laboratorios para tener acceso a un número determinado de dosis.

En el mundo se tiene información de más de 140 proyectos de vacunas contra la COVID-19, 10 de ellas ubicadas en la fase 3 de los ensayos clínicos. De acuerdo con la información presentada y actualizada por la Organización Mundial de la Salud, se tienen candidatas que usan virus inactivos, vectores virales, ARN, ADN, unidades proteicas y partículas pseudo víricas. Ante esto, el Ministerio de Salud decidió elaborar un plan para el manejo de la inmunización contra el nuevo coronavirus.

En el documento técnico “Plan Nacional de Vacunación contra la COVID-19”, aprobado el 16 de octubre por el Ministerio de Salud (Minsa) bajo la firma de Pilar Mazzetti, titular de la cartera, se señala que el objetivo general es “implementar la vacunación segura como medida de prevención contra la COVID-19 en el país” esto bajo la adquisición y gestión de vacunas seguras y de calidad, vigilancia sanitaria y aseguración de una demanda oportuna.

Se establecen, así, tres fases de vacunación: la primera para los integrantes del Sistema de Salud y de los servicios básicos, la segunda para la población de mayor riesgo y la tercera para la población en general con el fin de “reducir la transmisión de la infección en la continuidad y generar inmunidad de rebaño”.


FASE I


– Personal de salud (sector público, privado). Se debe contar con un padrón nominal.
– Personal de las Fuerzas Armadas y Policiales. Se debe contar con un padrón nominal.
– Bomberos, Cruz Roja
– Personal de seguridad, serenazgo, brigadistas y personal de limpieza. Se vacunarán en los establecimientos donde laboran.
– Estudiantes de la salud. Se vacunarán en los establecimientos de salud donde realizan sus prácticas clínicas.
– Miembros de las Mesas Electorales

FASE II


– Adultos mayores de 60 años a más, con días de vacunación exclusivos.
– Personas con comorbilidad, con días de vacunación exclusivos.
– Población de comunidades nativas o indígenas, vacunadas a través de brigadas itinerantes.
– Personal del Instituto Nacional Penitenciario (INPE) y personas privadas de la libertad

FASE III

– Personas entre 18 a 59 años, en puntos de vacunación en lugares estratégicos como locales de instituciones educativas, losas deportivas, estadios, etc.

El doctor Jorge Abel Salinas, ex ministro de salud y pediatra de Clínica Internacional comenta que la vacunación de la cifra esperada (22.2 millones de peruanos) “no es fácil operativamente” ya que se va a necesitar priorizar los grupos.

“Probablemente en el primer grupo sean 1.2 millones de personas (trabajadores de salud) y en el segundo grupo 5 millones de personas. Esto significa que no es fácil vacunar a todo ese grupo tan fácilmente”, menciona.

Además, se debe considerar que el acceso a las dosis no es el único reto: se debe garantizar también la adquisición y distribución de jeringas y otros insumos que permitan la inmunización. Otro de los aspectos que resaltan en el documento es la realización de un Monitoreo Rápido de Vacunados, con el fin de identificar “oportunamente” a los ciudadanos que faltan inmunizar y el por qué no desean acceder a la vacuna, en algunos casos.

Un tema importante que menciona el documento es que se buscará la “adherencia a la vacuna COVID-19”, es decir, facilitar la aceptación de la vacuna en las personas, “logrando un compromiso responsable de participación en todo el proceso de la vacunación”.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Copyright © All rights reserved. | Newsphere by AF themes.